Top 5

Laibach
Kaleidoscope String Quartet
Khaled, Taha, Faudel
Tonino Carotone
Ry Cooder
   

Hiromi (The Trio Project) – Alive

Violenta y sensible

País: Japón • Región: Asia • Género: Jazz

Por Julián Melone

Sello: Telarc. Género: Jazz. Año: 2014. Pistas: 9. Integrantes: Hiromi Uehara (Piano), Simon Phillips (Batería), Anthony Jackson (Contrabajo).

Desde el principio Hiromi Uehara ha tenido que enfrentar el estigma de que “los músicos orientales son pura técnica y nada de sensibilidad”, aquel otro que dice “el virtuosismo no es para las mujeres” y el de “los virtuosos no son capaces de componer piezas que no hablen de su virtuosismo”, y quien sabe cuántas cosas mas de gente que obviamente nunca la escuchó. Y habiendo esquivado todos esos proyectiles aquí está, como indica el nombre de su nuevo álbum, viva.

Como buen disco de jazz instrumental sostenido en particular por el talento de un individuo, es especial para músicos, que podrán regodearse en el despliegue técnico y utilización de recursos que esta pianista-extraterrestre ejecuta continuamente. No es broma: es impresionante lo que Hiromi puede hacer con el piano. Pero lo interesante es que su buen gusto lo transforma apto todo público: excepto en deliciosos y quirúrgicos momentos, el disco se mantiene lejos de los extremos.
 
Pero es la adrenalina lo que mejor le sienta a The Trio Project. Cuando el piano “se saca” en los solos despliega mejor su sensibilidad (una sensibilidad furiosa) pudiendo contagiar al más escéptico, como los solos de Spirit. En esa sintonía, que el tema Alive sea el que abre el telón es una correcta decisión, ya que funciona como introducción a todo aquello que va a pasar en el transcurso del álbum: paisajes veloces, el riff más intenso del disco, una batería furiosa y un bajo que disfruta el minimalismo. Con este vértigo se ven beneficiados los temas en los que pasan más cosas, como Player (con interludios funk y esos repentinos acordes que ponen nervioso) y Wanderer (mitad clásico, mitad jazz). Y aquellos que disfruten más su  faceta a lo Chick Corea, van a preferir el mestizo Dreamer o elnew-orleanesco Life goes On.

Lo que sucede con “Alive”, es que si bien es más apto todo publico de lo que suelen ser los discos sostenidos bajo el concepto “un músico + los demás que lo acompañan”, es que sigue siendo para un público casi específico. Hay quien pueda pensar que el álbum es solo una historia técnica y no se lo puede culpar: la música está calculada con precisión atómica sin haber dejado ningún detalle librado al azar (fácilmente confundible con la espontaneidad). Sin embargo, puede reformular ese concepto, ya que su mayor expresividad pasa por la ferocidad del staccato en las notas del piano, con una banda que entiende a la perfección el nivel de violencia que tienen sus piezas (y es quizás por eso que Firefly no termina de convencer del todo).

Pero a no confundirse: Hiromi es de lo más interesante que nos brinda el jazz moderno y contemporáneo en muchos años. Al escucharla quizás se pase más tiempo pensando “que bien que tocan” en lugar de “qué bueno que está”. Pero son las reglas del juego, y la violencia sensible de esta pianista nos descubre nuevos lugares para conocer.

18/8/2014

Ver más sobre Hiromi

www.fronteramusical.com.ar